¿Por qué los testigos de jehová tocan tu puerta?

⚠ ATENCIÓN: El contenido de esta nota podría herir sensibilidades, le recomendamos discreción y no andar de pinches pussy’s, ustedes ya saben de qué se trata Diantre. Chupen verga.

Uno de los placeres más grandes de la vida es dormir un sábado por la noche y despertar en domingo sin alarmas, escuela ni trabajo. Eso señores es vida.

Sin embargo, existen unos personajes que se atreven interrumpir este sueño, a tumbarte la puerta a golpes para que salgas a atenderlos, los Testigos de Jehová.

Pero te has preguntado… ¿Por qué pinches tocan la puerta de tu casa en cada mañana?

Como todas las biblias del mundo recomiendan predicar la palabra del baby yisus, pero los hermanos de los Testigos de Jehová lo llevan al puto extremo.

Estas predicaciones tienen un término técnico que le llaman: “servicio”. En el cual no solo llevan la palabra de nuestro todo poderoso Kaiosama, sino que también estudios a través de su famosa revista “La Atalaya” o el libro “¿Qué enseña realmente la biblia?”

Están tan bien organizadas estas excursiones que hacen por las ciudades y pueblos que llevan un conteo de horas (así es, tienen que cumplir un mínimo de horas mensuales por eso joden tanto afuera de las casas).

Aunque tampoco es motivo para pasarnos de verga, todos tenemos libertad de creencias, seas mormón, católico, ateo, LGTB+PLUS, Homo sapiens, Homo erectos, Hombre de Cromañón, no importa debemos aprender a tolerarnos.

Así que no sean tintas Testigos de Jehová, tiren paro y si ya vieron que nadie quiere salir a abrirles la puta puerta ¡No insistan! Solo se crean una “mala fama” que no les conviene, aunque sabemos que no todos los miembros de esta organización son así: “fanáticos religiosos y caga el palo”, pero desafortunadamente por uno, pagan todos.